top of page

"¿Qué culpa tiene el karma?" de Elisa Miller

Esto es karma y del malo, muy malo.

"¿Qué culpa tiene el karma?" se suma a la ola de adaptación de "éxitos" de otros países que llegan a México porque parece que los guionistas mexicanos no tienen ideas o porque los productores no tienen fe en invertirle a algo nuevo. Lo peor es que en su búsqueda de historias tampoco es que se esmeren en traer lo mejor. "No culpes al karma de lo que te pasa por gilipollas" (sí, así de creativo el título de la original) de María Ripoll es la base de "¿Qué culpa tiene el karma?". Ripoll, directora y guionista española, tiene en su haber otra "joya" nacional, una de las peores películas de 2021: "Guerra de likes".

En "¿Qué culpa tiene el karma?" a Sara (Aislinn Derbez) se le quedó grabado que, cuando niñas, en un cumpleaños, su hermana Lucy (Renata Notni) le dijo que se quedaría con todos sus deseos luego de que apagara las velitas del pastel por ella. Ahora, ya adulta, Sara vive en Mérida y tiene una tienda de ropa. Lucy es una exitosa modelo e influencer y está por casase con Aaron Star (Gil Cerezo del grupo Kinky), un cantate de regaetón (su hit más exitoso es "Chicle de canela"), quién fuera el amor de la vida de Sara en su adolescencia. El reencuentro le confirma a Sara que Lucy, quién ni recuerda remotamente el incidente, le ha robado su suerte.

¿Qué pasa con la comedia mexicana? Una a una las películas confirman que la brújula se ha perdido y es difícil encontrar una que se salva de algo que fácilmente podría pensarse es obra del karma por entregar algo como "¿Qué culpa tiene el karma?", pero no. Los responsables son un guion pobre y una mala dirección. Curiosamente la cinta estrena al mismo tiempo que "Luck" y "Tren bala" que también hablan de la suerte y aunque la animada también tropieza, es sólo un tropiezo; "Tren bala" va a tambor batiente. Son géneros muy distintos, pero el buen cine, más allá de ser entretenido, dice algo. "¿Qué culpa tiene el karma?" no dice nada y tampoco es especialmente entretenida ni graciosa.

Aislin Derbez ha tenido mejores momentos en el género y da pena pensar que después de la bastante afortunada "A la Mala" ha caído en algo así donde más allá de verse bonita en algunos momentos está desaprovechada. Renata Notni no ha alcanzado a atinar en su selección de proyectos fílmicos que hasta el momento sólo incluyen comedias, unas más regulares que otras "("La boda de la abuela", "Una navidad tan padre"). Gil Cerezo debuta en el cine; tiene sus momentos, pero, con todo respeto, uno no entiende cuál es su encanto. Giuseppe Gamba está en bobo y simple, triste para alguien que fue el galán en "Cindy la Regia" o que aparece en la mucho más propositiva "Después de ti". Sorprende aún más que "¿Qué culpa tiene el karma?" sea obra de Elisa Miller, directora ganadora de la Palma de Oro en el Festival de Cannes por su primer corto "Ver llover". ¡¿Qué le paso?! Algún karma debe estar pagando para haber hecho algo como esto.

Por encontrarle algo bueno a "¿Qué culpa tiene el karma?" está el que intenta hacer lucir a Mérida (intenta porque tampoco es que sea el mejor comercial). Más aún, está el que después de verla uno se puede quedar con la tranquilidad de que con ello ha limpiado karma. Algo es algo... aunque aún y con ello sería mejor evitarse ese karma.

🎬1/2

México 2022 - 1h 25



Comments


bottom of page