"La Liga de la Justicia" de Zack Snyder

Es lo mismo, pero (definitiva y afortunadamente) no es igual.

Esta película es un milagro en más de un sentido. Por primera vez, en la historia del cine, un movimiento, el #RealeaseTheSnyderCut, consiguió traer a la vida la versión que Zack Snyder tenía de "La liga de la justicia", dejando de lado el horror que presentó Joss Whedon y que echó por tierra los planes que se tenían para cada uno de los integrantes del equipo de súper héroes y para el Universo Extendido DC. Quién sabe, igual y este filme es un nuevo comienzo.

La historia en gran medida va de lo mismo. La Tierra es amenazada por Darkseid, representado por Steppenwolf, quiénes tras la muerte de Superman, ven la oportunidad de recuperar las tres cajas madre y conquistar el planeta. Para detenerlos, Batman debe reunir a un grupo de meta humanos: la amazonas, Diana (Mujer Maravilla); el atlántico, Arthur Curry (Aquaman); el estudiante con varios trabajos y gran velocidad, Barry Allen (Flash), y el reconstruido y cibernético Victor Stone (Cyborg).

Nada más empieza, "La liga de la justicia" se ve y se siente como una obra épica, como un evento que no se ha visto antes. Snyder deja claro que lo que se ve en la pantalla es histórico y lo es, al menos para los amantes de los cómics y los apasionados de los súper héroes. Esta versión se toma su tiempo (quizás más de lo necesario, podría fácilmente durar, al menos, media hora menos), lo que permite llenar varios huecos y hacer comprensible la historia. Vaya, es una versión alterna que proporciona antecedentes de las cajas madre, de los nuevos personajes, que tiene mejores efectos especiales (Steppenwolf está mucho mejor creado y ya no está el pegote horrible aquel sobre el labio de Henry Cavill para ocultar el bigote que usó en "Misión Imposible - Repercusión", por mencionar un par), que se da tiempo de construir relaciones, de tener momentos de humor y, mejor (y más importante) aún, que cuenta una historia que hace sentido. Eso ya es una gran ganancia sobre la versión anterior.

Esta "Liga de la justicia" está dividida en seis partes y un epílogo (que en gran medida sobra, le resta impacto a la conclusión en aras de plantear lo que podría haber continuado). Cada parte dura alrededor de 30-40 minutos. Tiene nexos claros con "Aquaman" y "Mujer Maravilla" y plantea lo que pudo ser el filme de Cyborg, el de Flash (con universos alternos), el de Batman y una segunda aventura del grupo de súper héroes, una alineación más allá de los seis que se ven en el póster. Por cierto, aparecen un Linterna Verde y Martian Manhunter, además de Lex Luthor (Jesse Eisenberg), Deathstroke (Joe Manganiello) y el Guasón (Jared Leto).

Otra de las ventajas de esta versión está en que construye la dinámica del equipo. La primera vez, no funcionan como tal, están acostumbrados a trabajar en forma independiente. Verlos en acción es emocionante, pero igualmente lo es ver la rudeza de Aquaman frente a Flash quién se pregunta si Diana le prestaría atención a alguien más joven (que tanto son unos 50 mil años), por citar sólo un ejemplo. También está la oportunidad de darle mejores momentos al espectacular elenco que incluye a Amy Adams (Luisa Lane), Diane Lane (Martha Kent), Alfred (Jeremy Irons), JK Simmons (Comisionado Gordon), entre otros. Y hablando de darles mejores momentos, ahora se entiende porqué Ray Fisher estaba tan molesto; Cyborg es clave para esta versión, en lugar de un pie de página; Ezra Miller (Barry) también tiene mucho más que hacer e incluso de se introduce a Ryan Choi (Zheng Kai) quién después se convierte en Atom.

Esta versión de Zack Snyder es un acierto. Sí, no es perfecta. Sí, es más larga de lo necesaria, pero definitivamente es un vehículo mucho más digno para uno de los grupos de súper héroes más importantes y prueba que Snyder y los fanáticos tenían razón. Se le ha hecho justicia a la Liga de la Justicia.

🎬🎬🎬🎬

EE. UU. 2021 - 4h 2m


99 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo