"El mesero" de Raúl Martínez

La comida rápida ha sido servida.

La segunda película de Raúl Martínez ("Un padre no tan padre") muestra mejorías y se coloca por arriba de las comedia de su tipo, sin que ello implique que es ninguna maravilla. El personaje central, interpretado por Vadhir Derbez, es Rodrigo Sada (de los Sada de Monterrey, como le gusta destacar), un mesero con ambiciones que, tras salvar por accidente a un prominente empresario, aprovecha el contacto para impulsar su emprendimiento, sólo que todo lo hace bajo una fachada de clase media-alta, incluido su romanceo con Mariana (Bárbara López), la hija de su benefactor.

Algo muy curioso me está pasando con este título, mientras más la pienso más defectos le encuentro, como sucede con el propio personaje central, aunque igual que pasa con él, eso no le quita lo entretenido. Aquí está la cuestión, sí es una película derivativa, hemos visto muchas veces la historia del pobre que se hace pasar por rico (y a la cinta le pasa también, en más de un momento uno se da cuenta que ni Rodrigo es tan pobre, con su departamento de catálogo modesto, ni los restaurantes o lugares lujosos que se incluyen lo son en realidad); sí, recuerda y pretende emular sin éxito a los clásicos titulados con oficios de Cantinflas (y pues Derbez es simpático, pero no en esos niveles) , sí está llena de clichés y sí, tiene los elementos de una comedia romántica, pero tampoco lo es. Total que pareciera ser un casos y no.

La clave de "El mesero" está en que está preparada conforme a la receta, tiene un tono parejo (algo que cómo le falta a a la mayoría de las comedias recientes), no abusa del lenguaje altisonante ni de los albures o la sexualización, y está hecha con un sazón modesto que cae bien, pues a diferencia de otras no es pretenciosa, busca simplemente entretener. Un gran acierto es Bárbara López, mucho más natural que la mayoría y un rosto que la cámara quiere. Sabine Moussier bastante simpática, ojalá su personaje se hubiera explotado más. Fuera de ellas, Arturo Barba cumple y Emiliano Zurita tiene poco que hacer.

"Rico por dentro, pobre por fuera" dice la publicidad y no es que "El mesero" sea un platillo especialmente rico, es comida rápida en el mejor sentido del término porque la realidad es que tampoco acaba mostrando de manera espectacular porqué es tan noble. Ahora sí que a "El mesero", que tiene por narrador a un taquero que le encantan los refranes, el mejor que mejor le queda es aquél que dice que en tierra de ciegos, el tuerto es rey.

🎬🎬🎬

"El mesero"

México 2021 - 1h 27m



1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo