top of page

"El amante de Lady Chatterly" de Laure de Clermont-Tonnere

"La vida es lo que hacemos de ella", Connie Ried

"El amante de Lady Chatterly" de D. H. Lawrence se publicó en 1928. Ha sido adaptada al cine, el teatro y la televisión. Fue prohibida, en su momento, por obscenidad en Estados Unidos, Canadá, Australia, India y Japón dado el retrato físico (y emocional) que hace del amor entre un hombre de la clase obrera y una mujer de sociedad. Pareciera que mucho se ha dicho de ella, no es así. La versión de Laure de Clermont-Tonnere tiene qué agregar.

Constance Reid (Emma Corrin), quién proveniente de una familia modesta, se casa enamorada con Clifford Chatterly (Matthew Ducket). Cuando él regresa de haber luchado en la Primera Guerra Mundial y se mudan a la enorme propiedad Chatterly, el escenario es distinto del que esperaba. Clifford fue herido en la guerra y ya no puede caminar... su romance quedará destinado a la teoría, no a la práctica. Aun así, tener un heredero suena tentador. Nadie tendría que saberlo, sería algo meramente físico. La oportunidad se presenta para Connie con Oliver Mellors (Jack O'Connell), el guardabosques, pero lo físico quizás no sea suficiente.

Más allá de lo bien que se ve y de sus buenos valores de producción y diseño de arte, la fortaleza de "El amante de Lady Chatterly" está en un guion que comprende lo que el texto original propone y lo vigente que sigue siendo. De ahí, las armas secretas son Emma Corrin y Jack O'Connel. Corrin se ha convertido, luego de darle vida a la Princesa Diana en la Temporada 4 de "The Crown", en una actriz a vigilar. En "Mi Policía" es quién destaca, ahora en "El amante de Lady Chatterly" carga en gran medida con el peso de la cinta. Connie es un personaje con un arco narrativo muy amplio. Inicia inocente, ilusionada, para luego enfrentarse a los retos del matrimonio y después verse inmersa, primero, en la pasión y lo físico, para luego confrontarse con las consecuencias de amar a un hombre que no es su esposo.

Jack O'Connell es una selección muy interesante para hacer a Mellors. O'Connell saltó a la fama por la biopic sobre olímpico Luis Zamperini, "Inquebrantable". De ahí estuvo en un par de proyectos de alto perfil como "El maestro del dinero", pero más bien se ha mantenido en un perfil bajo. En "El amante de Lady Chatterly" es la némesis perfecta para el contenido y apropiado señor Chatterly. El físico de O'Connell tiene una cualidad varonil, incluso animalesca, que le viene muy bien al personaje y al que el actor le agrega vulnerabilidad a través de un estoicismo de primera impresión que esconde debajo a un hombre con el corazón roto. Entre O'Connell y Corrin hay química y cuando Connie y Oliver dan el paso, la flama no dejará de crecer. La película hace gran labor en mostrar cómo inicia, crece y madura el romance, yendo de lo pasional a lo íntimo, incluso a lo lúdico en una hermosa secuencia donde Connie y Olivier juegan desnudos bajo la lluvia.

"El amante de Lady Chatterly" se diferencia de otras novelas de infidelidad en que no juzga a su protagonista, ni la castiga. El acercamiento de Connie con Oliver es primero práctico. Ella quiere un hijo y él puede dárselo. Es algo físico, pero, la propuesta de D. H. Lawrence está en que lo físico, lo emotivo y lo psicológico va de la mano. Oliver le dice a Connie, "Lo que tenemos juntos es diferente a todo lo que he conocido. Hay una pequeña llama entre nosotros. Siempre está ardiendo. Y he llegado a creer que cuidar un fuego como ese es propósito suficiente para cualquier vida". Eso le da un amante a Lady Chatterly y eso le da todo un sentido distinto a su vida y a lo que quiere hacer de ella.

🎬🎬🎬🎬

Reino Unido / EE. UU. 2022 - 2h 6m


14 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page