top of page

"Yes, God, Yes" de Karen Maine

Sí a todo.

En el otoño de 2000, Alice, una preparatoriana curiosa que asiste a una escuela católica, se enfrenta entre los deseos y necesidades que su naciente sexualidad le piden y las estrictas enseñanzas de su comunidad. Vaya, el padre le ha dejado claro que el único fin del sexo es la procreación y el libro de texto dice claramente "elije esperar".

"Yes, God, Yes" es una grata sorpresa. Podría caer o recurrir a dónde tantos otros filmes sobre adolescentes han ido. En su lugar, con gran sencillez y honestidad, en un guion de la propia Karen Maine, quién recrea de experiencias propias, y la labor de Natalia Dyer como Alice, presenta un filme sobre lo complejo, divertido, escalofriante, contradictorio y, claro, placentero, que es descubrir la sexualidad, que es probar, y, con ello, sobre lo importante que es ser honesto con uno mismo. Lo hace de manera simple, pero reveladora, con inocencia y seguridad a la vez.

El mantra de Kirkos, el retiro espiritual-religioso al que Alice asiste dice, "question the first, weep the second, accept the third, live the fourth" (cuestiona el primero, llora el segundo, acepta el tercero y vive el cuarto). "Yes, God, Yes", sabe más... y mejor.

🎬🎬🎬🎬



34 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page