Mimic

“Algunas veces un insecto incluso mimetizaría a su predador,” Susan Tyler.

Guillermo del Toro pagó su novatada en el cine de Hollywood con “Mimic”. La cinta es su segundo largometraje tras su muy afortunado debut con “Cronos” (1993). El jalisciense migró al país del norte en parte por las posibilidades que la industria le ofrecía, pero principalmente a causa de la inseguridad y el secuestro de su padre.



“Mimic” fue producida por Dimension Films, una división de Miramax, entonces propiedad de los hermanos Weinstein. En la década de los 90 los Weinstein fueron responsable de un repunte del cine independiente y catapultaron las carreras de cineastas como Quentin Tarantino, Steven Soderbergh y Kevin Smith. Pero los Weinstein también son famosos por editar películas sin autorización e imponer sus criterios ‘artísticos’ a directores. En algunas ocasiones fueron acertados, en otras no. “Mimic” forma parte del segundo. Guillermo del Toro incluso llegó a rechazar en algún momento su labor como director de “Mimic” debido a las diferencias que tuvo con Bob Weinstein, cuyos cambios desviaron la historia del guion original.


La doctora Susan Tyler (Mira Sorvino) puso fin a una plaga que había devastado la ciudad de Manhattan, afectando principalmente a la población infantil. La solución: usar ingeniería genética para crear una especie denominada como “Judas” que se mimetiza con las cucarachas, portadoras del virus, para eliminarlas. La especie fue programada para morir tras la primera generación, pero no fue así. Y ahora se está mimetizando con el que es su principal predador: el hombre.


Los principales elementos de la cinematografía de Del Toro están presentes en “Mimic”. Está el niño inocente que se involucra en un hecho siniestro. Está la sangre como elemento renovador. Está el insecto como mecanismo perfecto. Está la referencia a lo católico… pero Del Toro no está del todo. “Mimic” es su obra menos lograda y aun así es una pieza bastante digna y superior a muchas de su tipo. Del Toro construye una pieza interesante y cuyo nivel de suspenso va in crescendo. El encanto se diluye con un final ‘feliz’ que hace poco por redondear todo lo que se ha venido construyendo y que obedece precisamente a una imposición del productor.


A pesar de sus errores y puntos flacos, “Mimic” sobresale por su simbolismo, el buen nivel actoral, una fotografía y escenografía efectivas, y una buena premisa. Los premios Satellite la nominaron a cinco premios incluyendo Mejor Película de Horror y Mejor Guion, ganando por Mejor Maquillaje. “Mimic” quizá no alcance los niveles de clásicos como “Alien” (1979), pero mimetiza suficientemente bien sus aciertos como para asegurarse un lugar y sobrevivir al paso de los años.

EE.UU. 1997

Director: Guillermo del Toro.

Reparto: Mira Sobrino, Jeremy Northam, Josh Brolin, Alexander Goodwin, F. Murria Abraham.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo