La malvada

“Fasten your seat belts, it’s going to be a bumpy night,” Margo Channing.

Teatro, espectáculo, ambición, glamur y orgullo. Un todo, simplemente brillante.

Nueva York. Margo Channing (Bette Davis) es la estrella del momento en la escena teatral. La mujer acaba de entrar a su cuarta década y está preocupada por ello. A petición de su amiga Karen (Celeste Holm), la actriz se encuentra con Eve Harrington (Anne Baxter), una joven y devota admiradora que pronto termina siendo su asistente, para más tarde revelarse como un talentoso y ambicioso histrión que pronto ocupa el lugar de Channing sobre la escena.



“La malvada” es uno de los grandes clásicos del cine y se ha ganado a pulso ocupar el lugar número 16 en la lista de las 100 Mejores Películas del American Film Institute. Su calidad le hizo merecedora de 14 nominaciones al premio de la Academia (situación únicamente igualada por la sobre valorada “Titanic” en 1997), de las cuales obtuvo siete, incluyendo Mejor Película, Mejor Director, Mejor Guion y Mejor Actor de Reparto; el segundo y tercer premio ambos para Mankiewicz en una hazaña pocas veces vista. El festival de Cannes la honró con un premio especial del jurado para su director y otro para la legendaria Bette Davis como actriz.


La actuación en esta cinta de Davis, una de las grandes estrellas y divas de la época de oro del cine Hollywoodense, es quizás la mejor de su exitosa carrera. Davis es considerada por muchos como la mejor actriz en la historia; su filmografía abarca alrededor de cien títulos, entre los cuales se incluyen “Jezabel” (1938) y “La estrella” (1952). La Academia le concedió dos premios Oscar y la nominó en ocho ocasiones más. Davis da sólo una muestra en este filme del porqué es la “Reina de Hollywood” y la “Primera dama de la pantalla norteamericana”.


El guion tiene sus raíces en la obra de teatro “La sabiduría de Eve” de Mary Orr y es una sátira bastante obscura sobre la ambición, el miedo a envejecer y el medio del espectáculo (el teatro, el cine y hasta la televisión, incluidos); una sátira atrevida para sus tiempos al tocar la relación entre sexo y política, y el lesbianismo. Sus personajes están perfectamente delineados y son ejecutados de gran manera por un reparto que expone sus miedos e inseguridades a los ojos del espectador. En éste se incluye a una muy joven Marilyn Monroe, quien gracias a este trabajo y “La jungla de asfalto” (también de 1950) saltó a la fama. Los diálogos, aunque un poco superficiales, son una delicia por lo incisivo, mordaz y preciso de sus contenidos. Muchos son ahora históricos.

El paso de los años no hace más que reafirmar y constatar el poder y la fuerza irradiados por esta gran obra de arte donde triunfan la personalidad de una historia y una estrella sobre la trivialidad del poder de la belleza. Nada más autobiográfico.

All About Eve

EE. UU. 1950

Director: Joseph L. Mankiewicz.

Reparto: Bette Davis, Anne Baxter, George Sanders, Celeste Holm, Gary Merril y Marilyn Monroe.

Artículo inicialmente publicado en el periódico estudiantil “La Catarina” de la Universidad de las Américas-Puebla. Derechos Reservados de Carlos Andrés Mendiola H.

2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo