La célula

“¿Crees que existe una parte de ti, en la profundidad de tu mente, donde existen cosas que no quieres que otros vean? Durante una sesión, cuando estoy dentro, yo veo esas cosas.” Catherine Deane.

Fantasía, ciencia ficción y suspenso.



En dos días una mujer morirá. La llave para rescatarla está en el inconsciente de su asesino quien ha caído en coma. La única forma de obtenerla consiste en sumergirse en su mente. Pero los resultados son inciertos y las consecuencias peligrosas.


El director indio de comerciales, Tarsem Siegh, tiene un afortunado debut en el cine con esta producción. Siegh trae a la vida una original historia del estadounidense Mark Protocevich (“Soy leyenda”, 2007) donde el concepto de realidad cobra una nueva dimensión. “La célula” es principalmente un thriller que emula claramente a “El silencio de los inocentes” (1991) y “Seven” (1995), aunque al final no consigue del todo colocarse al mismo nivel. El también debutante guionista deja algunos cabos sueltos, incluye un par de inconsistencias y diluye el impacto de la trama en su conclusión. Aun así, “La célula” cuenta con suficientes méritos y bien vale la pena ser vista.


De entrada, “La célula” se distingue por su propuesta visual. El esplendor, horror, majestuosidad y surrealismo de las imágenes que presenta, complementados por la dirección de arte y el maquillaje, dan a los hechos de la historia una fuerza que difícilmente permitirá que sean olvidados. Entre sus influencias están la obra pictórica de Damien Hirst, H. R. Giger y Salvador Dalí. Por otro lado, la inclusión de Jennifer López y Vince Vaughn, dos actores más asociados con el romance y la comedia, es un acierto y una novedad. Su capacidad actoral generalmente es subestimada y en este caso dan muestras de un mayor rango en personajes fuera del tipo con el que se les asocia. Por su parte, Vincent D’Onofrio, como Carl Stargher, es terrorífico y perturbador.


“La célula” fue considerada en cuatro categorías, incluyendo Mejor Película, por la Academia de Filmes de Ciencia Ficción, Fantasía y Horror. Oscar la contempló por su maquillaje. Pero lo interesante de “La célula”, más allá de su incuestionable e indeleble poder visual, está en aquello que le da origen.


La propuesta al final de cuesta es la posibilidad de poder sumergirse en la mente de otro. Aquello que se descubre en el viaje puede ser tan maravillo y sorprendente como peligroso y letal. El visitante se encuentra con una nueva realidad cuya salida es un laberinto. Los recovecos de la mente son un reflejo de la célula que les da origen.

The Cell

EE.UU. / Alemania 2000

Director: Tarsem Siegh.

Reparto: Jennifer López, Vincent D’Onofrio, Vince Vaunghn.

2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Charada