Elektra

“Elektra” es la respuesta de Marvel a “Gatúbela” (2004) de DC Comics. Surgida de la pluma del icónico Frank Miller en los 80 cuando estuvo a cargo de Daredevil, y encarnada por Jennifer Garner en la poca exitosa adaptación cinematográfica, “Elektra” es un spin-off que no hace nada por enmendar los errores de ninguna de sus dos antecesoras.



Garner repite con convicción y aplomo, aunque de acuerdo a sus propias palabras más por obligación contractual que por gusto, como Elektra Natchios, una asesina a sueldo que a cambio de dos millones de dólares deberá eliminar a Mark Miller (Goran Visnjic). El hombre está huyendo, con su hija Abbie (Kisten Prout), de “La mano”, un poderoso grupo que practica las artes obscuras del ninjitsu. Antes de cumplir con su misión, sin saberlo, Elektra entra en contacto y entabla una relación afectuosa con los Miller que la llevará a un cambio de planes.


Al igual que “Gatúbela”, “Elektra” se preocupa por mostrar a su protagonista en sensuales diseños y ‘elaboradas’ escenas de acción, algunas con tintes tanto sexuales, incluso, lésbicos. Pero la cinta poco hace por presentar una historia coherente y personajes con algún tipo de desarrollo. Tampoco consigue explicar de forma clara los orígenes de la protagonista que curiosamente hubieran representado un conflicto mucho más interesante para el espectador, incluido el trastorno obsesivo compulsivo, fruto, en parte, de las exigencias de su padre durante la infancia. La estructura del guion y el planteamiento dejan dudas sobre las pretensiones de la historia. No es una comedia, pero tiene romance y tampoco es una cinta de aventuras ni una exploración sobre un personaje. Es como un capítulo mal hecho de una serie de televisión donde los huecos argumentales son más que los aciertos.


Con un presupuesto de 23 millones de dólares, “Elektra” apenas y consiguió recuperar la inversión. El estudio trató de impulsarla al vincularla con “X-Men” (2000) y no con “Daredevil” (2003), película con la cual se le relacionó hasta una semana antes del estreno. Ben Affleck, quien encarnó a Daredevil reencarnó al enmascarado en un cameo que fue cortado de la versión final. Garner, quien hace su mejor esfuerzo por hacer por salvar lo insalvable, obtuvo el visto bueno del público que la consideró como la Mejor Actriz de Aventura en los Teen Choice Awards y a su beso con la actriz Natassia Malthe (Tifo) el Mejor Beso en los MTV Movie Awards. Pero de lo enigmática que Elektra resultó en “Daredevil”, donde se vislumbraba una mezcla de sensualidad, vulnerabilidad y letal gracia, en “Elektra” solo quedó una sombra que más bien parecía anunciar una nueva línea de lencería bien fotografiadas, pero mal ejecutadas escenas de acción. Para eso Elektra mejor debió permanecer en el destino que Bullseye le había fijado en “Daredevil”: la muerte.

EE.UU./Canadá 2005

Director: Rob Bowman.

Reparto: Jennifer Garner, Kirsten Prout, Goran Visnjic, Terence Stamp.

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Charada