Ciudadano Kane

Riqueza, misterio y sencillez.

El empresario Kane ha muerto. Su última palabra: “Rosebud”. Intrigado, el editor de un periódico encarga una investigación con el fin de desentrañar el misterio. Su mejor amigo, su alcohólica amante y su socio son algunos de los entrevistados. La historia comienza a tomar forma a través de los recuerdos. Varios puntos de vista construyen las distintas facetas del personaje, pero ningún relato parece ser del todo concluyente. Todos lo conocieron, aunque sólo en la superficie. Con la última imagen se esclarece la interrogante. Su significado va más allá de lo meramente presentado.



Hablar de “Ciudadano Kane” es hablar de uno de los filmes más grandes de todos los tiempos. “Ciudadano Kane” está ubicada en el lugar número uno en la lista de las 100 mejores películas del American Film Institute, y ocupa siempre uno de los primeros cinco lugares en otras listas similares. Para algunos es un trabajo sobrevaluado, para otros es la obra cumbre de la cinematografía. Lo cierto es que “Ciudadano Kane” es una referencia obligada y un parteaguas. Una obra polémica que la Academia despreció luego de nominarla en nueve categorías y únicamente otorgarle el reconocimiento como mejor guion. Una obra que el tiempo se ha encargado de ubicar en su justo lugar.


“Ciudadano Kane” es la ópera prima de Welles, quien contaba con sólo 25 años cuando lo realizó. El filme hace gala de recursos tanto técnicos como narrativos y cuenta con una historia propia. Está inspirado en la vida de William Randolph Hearst, quien levantó un imperio de medios que incluía periódicos, estaciones de radio y revistas. Hearst se opuso a la realización de “Ciudadano Kane” y aunque no logró su cometido sí pudo crearle una imagen de comunista a Welles. El joven director vio afectada también su libertad como creativo, pues luego de contar de control total en la filmación de este filme, la RKO decidió tener una mayor intervención en el siguiente, “The Magnificent Amberson”. “Ciudadano Kane” fue exhibida en pocas salas y no fue hasta un par de décadas después que se le dio el lugar que le corresponde en la cinematografía mundial.


Además de ser una historia sobre los usos y abusos de la riqueza y el poder, “Ciudadano Kane” es un relato sobre el auge de la prensa, el nacimiento de la radio, el poder de las máquinas políticas, y el crecimiento del fascismo. La profundidad y las lecturas posibles de “Ciudadano Kane” son interminables. Es sin duda una obra maestra.

Una vida sobrevive gracias a los recuerdos de otros, y esos recuerdos toman forma de los hechos y acciones tomados.

Citizen Kane

EEUU, 1941

Director: Orson Welles

Reparto: Orson Welles, Joseph Cotton, Dorothy Comingore, Ray Collins y George Coulouris.

Artículo inicialmente publicado en el periódico estudiantil “La Catarina” de la Universidad de las Américas-Puebla. Derechos Reservados de Carlos Andrés Mendiola H.

12 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Charada