Belleza americana

A CAMH

“Siempre he escuchado que tu vida entera pasa delante de ti justo antes de morir. En realidad, ese segundo no es un segundo del todo... se alarga por siempre, como un océano de tiempo... no tienes idea de lo que estoy hablando. Estoy seguro. Pero no te preocupes, algún día lo harás,” Lester Burnham.


Familia, expectativas, valores y muerte.


Lester Burnham (Kevin Spacey) es un padre de familia que decide dejar el trabajo y recuperar la juventud que nunca disfruto. Ahora hace ejercicio, fuma marihuana, disfruta de su tiempo libre y se dispone a descubrir la naciente sexualidad de Ángela (Mena Suvari), una compañera de su hija de dieciséis años. Su esposa, Carolyn (Annette Bening) vive su propia crisis. Y Jane (Thora Birch), la hija adolescente de la pareja entabla una singular relación con Ricky (Wes Bently), un vecino misterioso que lleva su cámara a todos lados. Cuando el padre de Ricky, un militar conservador, descubre algo en uno de los videos de su hijo y la paciencia de Carolyn ante la actitud de su esposo llega a su límite, la bomba de tiempo estalla finalmente.


“Belleza americana” es una de las obras emblemáticas de la cinematografía. Mendes logra en su opera prima llevar a la pantalla grande una historia que retrata el sueño americano y profundiza en aquello que significa y conlleva. Los sueños pueden transformarse en pesadillas. Y esta pesadilla de vida es un sueño.


Ganadora de cinco premios de la Academia incluyendo Mejor Película, Director y Guion Original, “Belleza Americana” cosechó éxitos también en otras ceremonias como los Globos de Oro y los Bafta, por citar sólo algunas. Este triunfo se debe precisamente a un guion impecable, una buena dirección, un reparto sólido y una cinematografía memorable. La escena de los pétalos de rosa cayendo sobre el cuerpo de Suvari es ya un clásico. Spacey, Bening y Cooper hacen gala de su histrionismo en personajes redondos, complejos y con grandes conflictos; Suvari, Birch y Bentley no se quedan atrás y están a la altura de los experimentados actores.


Por su tratamiento, por lo que expone, “Belleza americana” no es una película fácil. Este no es un cuento de hadas, ni un filme complaciente. La crudeza de lo que muestra recae en las verdades que retrata.


El sueño americano es prometedor. Es precisamente eso, un sueño... una esperanza que cuando se alcanza tiene una apariencia ostentosa, pero al final de cuentas, es sólo eso, apariencia. Y la apariencia es una pantalla que sin nada atrás únicamente deja el vació, y ésa es justamente la belleza americana.

American Beauty

EE.UU. 1999

Director: Sam Mendes.

Reparto: Kevin Spacey, Annette Bening, Tora Birch, Wes Bentley, Mena Suvari y Chirs Cooper.

Artículo inicialmente publicado en el periódico estudiantil “La Catarina” de la Universidad de las Américas-Puebla. Derechos Reservados de Carlos Andrés Mendiola H.

10 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo