"Pam & Tommy"

"La cinta. Bueno, sí, amigos, todos queremos saber," comentaría Jay Leno en su Late Night Show ante una Pamela Anderson que atina a decir, risueña y haciendo gala de su carisma, "¿Qué cinta, Jay?".

La cinta, el video, es el pretexto detrás de "Pam & Tommy". En 1995, cuando Pamela Anderson y Tommy Lee eran una pareja grabaron un encuentro íntimo que sería robado y terminaría distribuido en Internet, volviéndose el primer escándalo de su tipo. "Pam & Tommy" aborda lo que sucedió antes, durante y después. En el antes está el segundo episodio que se ocupa de cómo se conocen la actriz (Lily James) que estaba en su momento de mayor fama como parte del elenco de la serie "Baywatch" y el músico (Sebastian Stan) que ya había pasado por ahí como miembro de la banda de rock Mötley Crüe. La presentación de la serie le da el foco a Rand Gauthier (Seth Rogen), un contratista que queriéndose vengar de Lee, tras no recibir su pago y soportar sus cambios de humor y decisiones, decide robar la caja fuerte donde estaba el video. De ahí, los episodios tres a ocho se enfocan en contar tanto el camino (mucho más difícil y azaroso de lo que se pensaría) de Rand para explotar el video y darle sentido a su vida tras su divorcio, y el de Anderson y Lee por darle frente al escándalo mientras intentan tener familia, sobrellevar su relación y, en especial ella, salvar su carrera. El asunto se resolvería en medio de demandas, un acuerdo para la explotación de la imagen de los artistas y un divorcio.

"Pam & Tommy" podría parecer fuera de tiempo queriendo revivir un escándalo de cerca de tres décadas, pero la serie tiene mucho que decir sobre la celebridad, la objetivación de la mujer, la industria del entretenimiento y la vulnerabilidad del ser humano. Lily James y Sebastian Stan están irreconocibles como Pamela y Tommy. La caracterización y su trabajo actoral los hace desaparecer en la piel de dos figuras que cobran vida, dándoles dimensión y permitiendo comprender, por ejemplo, en el caso de ella lo difícil de ser encasillada en símbolo sexual, de perder cierta credibilidad por haber posada para revistas para caballeros como si ello justificara, hiciera lícito o diera permiso para verla en el video. Anderson perdió, a raíz del video, oportunidades de darle un rumbo distinto a su carrera en cintas como "Los Ángeles al desnudo" por la que Kim Basinger ganara el Oscar o "Austin Powers: Súper agente secreto" que hiciera una estrella a Elizabeth Hurley. A Tommy el trato le fue distinto y la serie no rehúye a abordar también el cómo lo afecto ser reducido a "su parte" o a ser el esposo de la estrella. Sebastian Stan está como nunca. Seth Rogen sale al paso, pero uno no deja de verlo, de ver al actor y eso le resta a la serie. Una ironía que en su venganza Gauthier terminara por se el que “menos viera” del video.

La nueva luz que "Pam & Tommy" le da al escándalo es más que oportuna para el escenario que se vive ahora y que ha sido magnificado, en algunos sentidos, por las redes sociales y "minimizado" o "regularizado" en otras. Es una comedia inteligente, que no le teme a hablar ni a mostrar, con sentido del humor y mejor gusto del esperado, considerando que el pene de Tommy "habla" con él en uno de los episodios. "Todos queremos saber de la cinta", pero esa cinta era más que un acto sexual o un escándalo, era un momento de intimidad y amor entre una pareja, se convertiría en un objeto de lucro y lujuria, y se vuelve un espejo para redimensionar, en una visión más completa a sus protagonistas, y, más aún mirar a la sociedad que somos.

📼📼📼📼

EE. UU. 2022 - 8 Episodios de menos de 1 hora2


3 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo