Los próximos tres días

Las expectativas son altas cuando el filme en cuestión es protagonizado por Russel Crowe y dirigido por quien consiguiera nominaciones al Oscar como guionista tres años consecutivos por “Golpes del destino” (2004), “Alto impacto” (2005) y “Cartas desde Iwo Jima” (2006), máxime cuando las dos primeras se alzaran con la estatuilla a Mejor Película, dándole la segunda también una nominación como Mejor Director. Pero en esta ocasión, si bien Haggis entrega una película entretenida, el guion, y la película, para el caso, basados en la cinta francesa “Anything for Her” (2008), están lejos de los niveles alcanzados por el realizador.



“Los próximos tres días” hacen referencia al tiempo que John Brennan (Crowe), un profesor de inglés, tiene para poner en práctica el plan que ha venido ideando los últimos tres meses para sacar a su esposa Lara (Elizabeth Banks) de prisión. Tres años antes fue encarcelada a causa de la muerte de su jefa. La evidencia la señala, pero John cree en su inocencia. Si el plazo se cumple será trasladada de forma permanente a prisión por el resto de sus días. La fuga es la única opción; todas las apelaciones han sido rechazadas.


El problema de “Los próximos tres días” está precisamente en aquello que previamente ha distinguido a su realizador: el guion. Para empezar está un primer acto un tanto inconexo que no consigue del todo atrapar al espectador. La historia está dividida en tres actos, cada uno de los cuales señala una cuenta retrospectiva (los tres años, meses o días citados). A partir del segundo la película toma ritmo y, sobre todo, interés cuando se siembran en el espectador dos dudas: ¿es Lara inocente? ¿Logrará John sus planes de fuga? Pero esta última se sustenta en una devoción incomprensible. Crowe es convincente al mostrar que John ama a su esposa y que la cree incapaz de matar, pero al espectador lo resulta difícil, sin escenas que muestren el por qué de ese amor, la inocencia de la mujer. No es que Banks sea una mala actriz, por el contrario, lleva a Lara de la sofisticación al enojo pasando por la desesperación y depresión. La cuestión está en que no se hace referencia a aquello que la hace tan extraordinaria para su esposo. Luego está el hecho de que John se transforma de un hombre tranquilo, ensimismado y un tanto intelectual en un héroe de acción que supera a la policía y el FBI, amén de su indiferencia ante Nicole (Olivia Wilde), una atractiva madre soltera cuya hija juega en el mismo parque que Luke (Ty Simpkins), su hijo.


Como thriller “Los próximos tres días” funciona. No es una mala película. En envolvente, pero la suma de sus partes, del talento involucrado, es mayor al resultado final.

The Next Three Days

EE.UU./Francia 2010

Director: Paul Haggis.

Reparto: Russell Crowe, Elizabeth Banks, Liam Neeson, Olivia Wilde.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Charada