La provocación

“Prefiero tener suerte a ser bueno,” Chris Wilton.

Avaricia mata moral, pero pasión mata avaricia.

Ubicada en Inglaterra, “La provocación” escapa de los lugares comunes de Allen y se instaura como una agradable rareza en su filmografía.



La historia, con ecos de “Crimen y Castigo” de Dostoievsky, inicia cuando Chris Wilton (Jonathan Rhys-Meyer), un tenista irlandés de poco recursos, imparte clases a Tom (Mathew Goode), un joven adinerado con quien simpatiza y que lo invita a la ópera con su familia. Ahí conoce a Chloe (Emily Mortimer), la hermana, quien expresa interés por él. Chris no necesita más explicaciones. Entonces aparece Nola (Scarlett Johansson), una mujer con aspiraciones: ser actriz o la esposa de Tom, por el momento ya es su novia. Los padres de los Hewett desean complacer a su hija. A Chris le ofrecen trabajo en una de sus empresas, pero su aprobación de Nola no es tan clara. La cuestión está en que entre Nola y Chris se despierta una apasionada complicidad que complica el asenso social del joven. Y él no está dispuesto a que nada lo detenga.


El recorrido europeo de Allen inició con este thriller estrenado en Cannes y nominado al Oscar como Mejor Guion Original, que además introduce a Johansson como musa del neoyorquino. El ambiente sombrío parece haber sido absorbido por el filme que se aleja de la comedia y se entrega de manera tajante a lucha de sobrevivencia del más apto… o suertudo. El dinero es un afrodisiaco poderoso. Y Allen se pone serio para armar un inteligente entramado que mezcla en la ecuación lujuria, egoísmo y miedo, donde la moral tiene poco lugar y la culpa es un bien innecesario para un cuadro donde nadie se salva. Cada uno tiene una agenda y está dispuesto a cumplirla.


Con 124 minutos, el filme más largo de Woody Allen es tanto un juego de tennis, como sugiere su título en inglés, como una provocación. Un film noir moderno, armado y funcionando con precisión y sentido del humor ingles. Un homenaje a las ironías de la vida que reyan en el cinismo y se explican con la suerte.

Pasión mata avaricia pero avaricia mata moral.

Y egoísmo mata todo.


Match Point

Inlaterra/EE.UU./Luxemburgo 2005


Director: Woody Allen.

Reparto: Scarlett Johanson, Jonathan Rhys-Meyer, Brian Cox, Emily Mortimer, Mathew Goode.

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo