"Ahí te encargo" de Salvador Espinosa

Mauricio Ochmann tiene muy claro lo que quiere decir y esta "comedia" suma a ello.

Ceci y Alex son una pareja de clase media con todo en orden. A él le va bien en su carrera y a ella aún mejor, está a punto de convertirse en socia en el bufete en el que trabaja. Sólo hay un pequeño inconveniente, él quiere ser padre y ella aún no. Cuando a Alex le encargan a Alan, un niño de dos años, la pareja tendrá que replantearse su relación y futuro.

"Ahí te encargo" se va rápido, es ligera. Hace planteamientos relevantes sobre los roles sociales, la paternidad y el desarrollo social. También aprovecha a sus protagonistas, aunque es cierto que no hay tantas diferencias entre la actuación de Ochman en este filme o en otros como "Ya veremos" o "Te juro que yo no fui". Esmeralda Pimentel, más allá de que la cámara la ama, es una gran sorpresa y ojalá se vuelva una presencia frecuente en la pantalla grande.

Ahora bien, más que una comedia, "Ahí te encargo" es un melodrama ligero con momentos divertidos, muchos de ellos gracias al carisma de Ochmann. Funciona como entretenimiento, pero, con un desenlace que se resuelve fácil y donde todo fue un malentendido, está lejos de proponer algo más, aunque suma al discurso que Ochmann ha venido construyendo con mensajes positivos y pro familia como lo hizo antes con "Ya veremos". Así que bueno, está buena para pasar el rato, pero si se quiere algo más, pues "ahí te encargo".

📱📱📱


7 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo